Venom

“Venom” es más de lo mismo: un argumento simple y típico con acción y espectacularidad que brindan unos 112 minutos entretenidos y con un Tom Hardy excelente.

Título original: Venom
Dirección: Ruben Fleischer (Gangster Squad)
Guión: Scott Rosenberg, Jeff Pinkner, Kelly Marcel, Will Beall
Fotografía: Matthew Libatique
Música: Ludwig Göransson
Reparto: Tom Hardy, Riz Ahmed, Michelle Williams, Jenny Slate, Woody Harrelson, Reid Scott, Michelle Lee, …
Fecha de estreno: 05/10/2018
País: Estados Unidos. Duración: 112′. Género: Thriller | Superhéroes.
Distribución: Sony Pictures. Cines: 369. Trailer. 

Sinopsis: se centra en la vida de Eddie Brock, un “periodista” que intenta desenmascarar a Fundación Vida, una empresa que trata con seres alienígenas. Todo le cambiará cuando se fusione con Venom, uno de estos seres y, tendrá que hacer frente a una hipotética invasión.

Marvel vuelve a las salas de cine para presentar a Venom en una película que no se desmarca con las otras del mismo género de superhéroes. Utiliza una estructura argumental básica: inicio para enganchar al espectador, desarrollo de la historia de manera convencional con su dramatismo y un final previsible. Asimismo, tenemos un antagonista actuado por Riz Ahmed, difícil de creer y, otros personajes muy vistos ya, como el de Michelle Williams (decepcionante).

Sin embargo, pese a que la manera de contar la historia está trillada, sus 112 minutos pasan ligeramente gracias a su acción y espectacularidad. Pero lo que verdaderamente eleva la película es Tom Hardy y su humanización de la criatura “Venom”. Su carisma hace que el espectador empatice con los dos personajes y se deje llevar en un viaje trepidante con pequeñas dosis de humor.

Lo bueno: Tom Hardy.
Lo malo: la sensación de volver a ver lo mismo.

Nota: 5’5/10

Anuncios

Deadpool 2

Menos frescura, mejor historia. Hace dos años, Ryan Reynolds revolucionó –en cierto modo- el cine de superhéroes con Deadpool, la primera película del subgénero recomendada para mayores de 18 años que hacía del humor gamberro y la violencia descarnada sus señas de identidad. También era la redención particular del actor canadiense con la vorágine del cine superheroico tras el desastre de Linterna verde y su participación en la paupérrima X-Men Orígenes: Lobezno, donde precisamente interpretaba a Wade Wilson, el alter ego de Deadpool. En definitiva, Deadpool 2, tras el éxito de la primera entrega, era cuestión de tiempo. ¿El problema? Sucumbir la enfermedad de las secuelas y perder su frescura en pos de mayor presupuesto y conocimiento por parte del público general.

¿Resultado? Sí, la propuesta no tiene la misma frescura, pero su capacidad para el humor referencial sigue intacta, quizás mejor, y la historia central –así como el villano- son mucho más interesantes y más libres en tanto que no depende de presentación de personaje en un film inaugural de franquicia. El cambio de director, con David Leitch (John Wick, Atómica) al frente, se nota en unas set pieces mucho más elaboradas y mejor ejecutadas: desde ese prólogo por varias ciudades hasta el alucinante –y desternillante- salto en paracaídas al iniciar la misión. La inclusión de Cable (enorme Josh Brolin) es tan esperado por los fans de Marvel (lo echaban de menos en entregas de X-Men) como de recibo para los neófitos, porque es un gran personaje y aporta dinamismo al relato (el enfrentamiento entre Deadpool y Cable es antológico).

Deadpool ironiza al inicio –romper la cuarta pared es otro de los muchos aciertos humorísticos de esta saga- acerca de si la película es familiar o no. Lo que está claro es que es un canto a la relación fraternal entre un conjunto de superhéroes desencantados de la vida e incomprendidos por el sistema. En buena parte, la propia película también lo es: navega a contracorriente en el vasto océano del cine de superhéroes canónico de Marvel Studios y DC-Warner. Una consonancia extracinematográfica que arropa todo el juego meta de la película: desde bromas con el equipo creativo (al propio director incluido), al estudio (20th FOX) con constantes dardos a la franquicia X-Men, pasando por toda clase de referencias a la cultura popular como Star Wars, los universos cinematográficos rivales o temas más espinosos como el conflicto racial en E.E.U.U. o la pederastia en centros docentes. Entre todas ellas, servidor tuvo especial predilección con un gag a colación de la –brillante- serie Community, solo apreciable para espectadores de la misma.

Por encima de todo ello, lo mejor es la capacidad autocrítica de Ryan Reynolds. En un ejercicio de auto exorcismo se ríe de su condición de chico modelo como star hollywoodiense y de sus fracasos artísticos. Su interpretación es excelente, siempre ha sido un intérprete de corto alcance, pero como Deadpool ha encontrado un registro idóneo a sus limitaciones. Deadpool 2 no es nada novedosa, está sujeta al encorsetamiento del género, pese al humor negro y su explícita violencia, y se antoja como rutinaria en un engranaje en el que ya es difícil sorprender.

Nota: 7/10

Escrita por Alain Garrido

Distribuida por 20th Century Fox
Estreno en 388 cines

Vengadores: Infinity War

Thanos ha venido para quedarse. Volvemos a tener en el cine una nueva superproducción de Marvel Studios y de la saga de los “Vengadores”, los cuales esta vez lo pasarán mal con el malvado Thanos.

Los hermanos Russo firman una vez más la dirección de esta nueva entrega en la que el espectador encontrará todo lo que quiere ver: espectáculo, entretenimiento, humor y la típica batalla de buenos contra malo. Y así lo da en bandeja el film durante sus 156 minutos que pasan volando junto a un disfrute visual apabullante.

El verdadero logro que tiene esta película es hacer caber en un mismo producto todos los personajes que aparecen y explicarlo bien. El hilo argumental es contar diferentes historias paralelas que, a mitad de metraje, se entrelazan entre ellas, mientras van dando al público batallas épicas y de pelos de punta. Todo ello manteniendo el miedo que hay por Thanos y de conseguir las gemas.

Al final, el resultado es una gran superproducción monumental y espectacular que transmite al espectador diferentes sensaciones, una de ellas la de miedo por el malvado Thanos, que por fin es un auténtico antagonista, y, también, las ganas de ver más a todos estos superhéroes juntos. Los hermanos Russo y todo el equipo han conseguido una gran hazaña que parecía imposible: realizar la culminación perfecta de años de películas y superhéroes.

Lo bueno: Thanos.

Lo malo: que no tenga nada más profundo que el mero argumento ya conocido y los personajes de los ‘Guardianes de la Galaxia’.

Nota 7’5/10

Distribuida por Disney España
Estreno en 398 cines

Black Panther

La monarquía de Wakanda gobierna Marvel. La película de Ryan Coogler es la primera que estrena la compañía de Marvel en España este 2018 y, avanzamos que empieza con buen pie.

El director de ‘Creed. La Leyenda de Rocky’ deja el boxeo para adentrarse en el mundo de Wakanda, una región aislada de África tecnológicamente avanzada, y centrarse en el personaje de T’Challa, quien es proclamado rey hasta que empiece una lucha familiar por el trono. Y es aquí cuando es pertinente dejar claro que Chadwick Boseman demuestra ser buen actor y hace creíble su personaje, al igual que el resto de personajes, todos correctos a nivel interpretativo.

Por lo que se refiere a nivel argumental, la película no se desmarca a la hora de contar la historia, en comparación con otras cintas de Marvel, pero relata bien los hechos y sumerge adecuadamente al espectador en esta nueva saga. Hay que valorar que tiene que explicar unos aspectos familiares, propio de las historias de las monarquías, y lo hace acertadamente, sin que el espectador se pierde en ese árbol genealógico.

Otros aspectos remarcables son su poderosa fotografía visual, que te va llevando por el hilo argumental, y sus escenas de acción, que son pocas, pero bien aprovechadas. También su entretenimiento asegurado en los 134 minutos que compagina muy bien historia-acción, y los posibles mensajes o referencias a la defensa de la cultura afroamericana y elementos de debate “monárquico-histórico”.

‘Black Panther’ inicia la historia de Wakanda para poder gobernar Marvel y permitir que su rey, la pantera, pueda cazar al preciado público que de bien seguro no saldrá insastifecho de esta aventura.

Lo bueno: la importancia de los personajes secundarios.

Lo malo: que se repitan las mismas fórmulas y algún elemento poco creíble que no la hacen redonda.

Nota: 7/10

Distribuida por Walt Disney España
Estreno en 349 cines

Liga de la Justicia

¿La gran culminación del Universo cinematográfico de DC? “Liga de la Justicia”, el equipo que reúne a los superhéroes más famosos de DC Comics luchando codo con codo. Una película que lleva años anticipando los fans y llega por fin a manos de Zack Snyder que nos trajo “El hombre de acero” (2013) y “Batman v Superman: El amanecer de la Justicia” (2016).

Henry Cavill, Ben Affleck y Gal Gadot regresan como “Superman”, “Batman” y “Wonder Woman” respectivamente, roles que ya habían interpretado antes. Pero un cambio de tono a uno más ligero y digerible después de la mala recepción que tuvo “Batman v Superman” es muy aparente y nos deja la impresión de que Warner Bros no tiene un plan conciso y están dispuestos a intentar todo. Como consecuencia nos quedan incoherencias entre filme y filme, y falta esa homogeneidad presente en las cintas de Marvel Studios. Este cambio también es aparente en la fotografía principal con una saturación alterada para que los colores vibren en la pantalla en comparación y esto se agradece ya que es una película colorida (el traje de Superman ya no es granate y azul marino).

La mayoría de los miembros de la liga funcionan gracias a que han escogido actores carismáticos y entusiasmados por formar parte de este universo, destacando a Ezra Miller (“Flash”) y a Jason Momoa (“Aquaman”) que sus presencias llenan la pantalla de energía y nos deja con ganas de ver sus filmes individuales. Por otra banda los personajes principales que se nos introdujeron con anterioridad el “Batman” de Affleck y el “Superman” de Cavill resultan una carga innecesaria con escenas que “continúan” sus películas cuando a esta película le falta tiempo para explicar bien la trama principal (con una duración de 2 horas y 1 minuto resulta ser la más corta hasta ahora de la serie).

El montaje como parece que ya es tradición es bastante desastroso como el de “Escuadrón Suicida” o “Batman v Superman” y parece que nos hayamos perdido algunas escenas que podrían llegar en una versión extendida (otra tradición). El villano Steppenwolf interpretado por Ciarán Hinds pasa de ser amenazador a patético en milisegundos. Algunas referencias a los cómics van a emocionar a algunos fans incluyendo una escena al final de los créditos. A todo esto, “Wonder Woman” (2017) demostró que quizás es hora de cambiar el equipo creativo detrás de estas cintas y traer talento nuevo para que se encargue de la segunda parte.

Al final, “Liga de la Justicia” nos deja indiferente y acaba siendo una película de superhéroes más. Para mí personalmente DC no ha acertado ya que al menos sus otras películas dejaron alguna impresión positiva o negativa.

Lo mejor: Gadot, Fisher, Miller y Momoa hacen lo mejor que pueden con las escenas que les han dado y nos dejan con ganas de volverlos a ver interpretando estos personajes.

Lo peor: Lo insustancial que resulta el producto final.

Nota: 6/10

Escrita por Fernando Chiner

Distribuida por Warner Bros. Pictures
Estreno en 328

Thor: Ragnarok

El retorno del dios del trueno. La tercera entrega de Thor en la ya exitosa mega-franquicia de Marvel Studios reúne a los dos vengadores que estuvieron ausentes en Civil War (Hulk y Thor) para contarnos sus desventuras cósmicas. Personalmente nunca me he considerado fan de Thor, pareciéndome el Vengador menos interesante del grupo y consecuentemente sus películas resultaban las más aburridas. Sin embargo, gracias a la hilarante dirección de Taika Waititi esta película se nos hace corta y cada segundo entretiene.

Waititi aprovecha completamente los talentos que Chris Hemsworth ha demostrado tener como actor cómico, y le da al filme un tono mucho más colorido y divertido de lo que habíamos visto en las películas de Marvel (incluyendo ambos volúmenes Guardianes de la Galaxia). La estética es 100% fiel a la Marvel de los años 60 y las ilustraciones psicodélicas de Jack Kirby.

Dicho esto, quizás la película no vaya a contentar a todo el mundo ya que está pensada para que la puedan ver todos los públicos y es muy chistosa (una crítica que han estado recibiendo mucho las últimas cintas de Marvel Studios). Muy diferente al cómic homónimo que presenta un argumento más oscuro y adulto ya que toma elementos del mismo en lugar de adaptarlo. Ciertos personajes solo aparecen en la película para hacer reír al público como el Gran Maestro (interpretado por Jeff Goldblum) y después de un rato pueden llegar a cansar a espectadores que no conecten con el sentido del humor de Waititi.

Lo mejor: La dirección de Waititi y como recicla la saga de Thor.

Lo peor: La comedia obstaculiza que los momentos dramáticos o de tensión tengan el mismo impacto.

Nota: 8/10

Escrita por Fernando.

Distribuida por Walt Disney Motion Pictures
Estreno en 370 cines

Spider-Man: Homecoming

Las telarañas vuelven a la gran pantalla. El director Jon Watts es el encargado de hacer este reinicio de la mítica saga ‘Spider-Man’ para que volvamos a sentirnos arácnidos y saltemos de edificio en edificio. Esta vez es Tom Holland quien le toca ser Peter Parker en esta entrega arriesgada que no decepciona, pero tampoco es para tirar cohetes.

En ella tenemos una película típica de Marvel, con una historia bien contada, unos personajes bien desarrollados gracias, en parte, al gran carisma que desprende Holland, una acción impactante y un antagonista correcto. Sin embargo, el film se hace pesado, lento, su humor no hace gracia y, por momentos, aburrido con muy pocas escenas trepidantes y mucha historia que contar. Además, la mejor parte de la película no llega hasta el final que es cuando realmente se hace interesante de seguir y disfrutar.

Personalmente, me costó entrar dentro de la vida de Parker, no me interesó en ningún momento lo que explicaba y, en su conjunto, no le encontré nada especial a la película hasta la última media hora. No obstante, valoro y reconozco que es difícil reiniciar una saga por tercera vez y ésto ocasione cierta desconfianza hacia el film. En mi opinión, no me gustó, pero recomiendo verla, sobretodo a los fans de los cómics que pueden ponerse nostálgicos en según qué momento.

Lo bueno: Tom Holland y su última media hora.

Lo malo: el humor y Tony Stark.

Nota: 6’5/10

Distribuida por Sony Pictures España
Estreno en 400 cines