Historia de un Matrimonio

‘Historia de un Matrimonio’ es un drama real, intenso y agotador sobre la vida de un matrimonio después del “sí, quiero” y hasta qué punto puede llegar a convertirse una ruptura.

Título original: Marriage Story
Dirección: Noah Baumbach
Guion: Noah Baumbach
Música: Randy Newman
Fotografía: Robbie Ryan
Reparto: Scarlett Johansson, Adam Driver, Laura Dern, Azhy Robertson, Alan Alda, Julie Hagerty, Merritt Wever, …
Fecha de estreno: 06/12/2020
País: Estados Unidos. Duración: 136′. Género: Drama.
Distribución: Netflix. Cines:Tráiler.

Sinopsis: explica la historia de un matrimonio de un director de teatro y su mujer, actriz, quienes luchan por superar un divorcio que les lleva al extremo tanto en lo personal como en lo creativo.

Noah Baumbach, conocido principalmente por Una Historia de Brooklyn, nos sitúa en Nueva York, en la historia de Charlie y Nicole, interpretados por Adam Driver y Scarlett Johansson. Director e intérpretes presentan al espectador un drama que explota la burbuja del “amor romántico” y muestra la realidad tal y como puede llegar a ser tras el “sí, quiero”. Driver y Johansson hacen un trabajo magistral y te hacen vivir la historia tan intensamente que hasta puede agotar, puesto que estás, constantemente, queriendo que se resuelva el problema de la manera menos dolorosa posible. Verdaderamente, consigue mantener la tensión durante la mayoría de su trama.

El film plasma muy bien las relaciones dentro de un matrimonio heterosexual común, con sus respectivos roles, especialmente en una escena concreta en la que Nicole consola a Charlie cuando éste abusa verbalmente de ella (una escena que la esperas, pero te resistes a que pase). Asimismo, el film ejemplifica correctamente lo complicada que puede ser la convivencia, la crudeza de algunos matrimonios, algo real y natural del día a día, y cómo dos seres vivos que viven juntos se van alejando mutuamente. 

En mi opinión, y desde una perspectiva de género, Historia de un Matrimonio es una película actual que si se hubiera rodado hace veinte años, la trama sería la misma, puesto que él es el típico marido que cede, obsesionado con su trabajo y, ella la mujer oprimida, viviendo a la sombra de un marido exitoso que, a la vez, es su jefe. Por lo tanto, el conjunto que crea Baumbach es el de una de las mejores películas sobre la vida de un matrimonio que, además, contiene una crítica feroz y muy interesante al mundo de la abogacía  y al sistema norteamericano.

Lo bueno: la credibilidad de sus protagonistas.
Lo malo: su larga duración (136 minutos), pues hay momentos bastante aburridos.

Nota: 8/10

Escrita por Roser Griera.

Mujercitas

‘Mujercitas’ es una montaña rusa de emociones llena de vitalidad y naturalidad que readapta el clásico literario de una manera personal y única, con una Saoirse Ronan magistral.

Título original: Little Women
Dirección: Greta Gerwig
Guion: Greta Gerwig (Novela: Louisa May Alcott)
Fotografía: Yorick Le Saux
Música: Alexandre Desplat
Reparto: Saoirse Ronan, Emma Watson, Timothée Chalamet, Laura Dern, Meryl Streep, Florence Pugh, James Norton, Eliza Scanlen, Louis Garrel, …
Fecha de estreno: 25/12/2019
País: Estados Unidos. Duración: 135′. Género: Drama.
Distribución: Sony Pictures. Cines: ?. Tráiler

Sinopsis: nueva adaptación del libro de Louise May Alcott sobre la vida de Amy, Jo, Beth y Meg, cuatro hermanas adolescentes que se embarcan en unas vacaciones con su madre y sin su padre. A medida que atraviesan el estado de Massachusetts, sumido en plena Guerra Civil, deberán enfrentarse al reto de llegar a la edad adulta y trabarán amistad con el vecino de al lado, mientras descubren el amor y la importancia de los lazos familiares.

Hace dos años, Greta Gerwig inauguraba su filmografía en solitario con Lady Bird, una comedia dramática del cine independiente de Estados Unidos que estuvo nominada a 5 premios Oscar. Ahora decide readaptar el clásico literario de Louise May Alcott con un reparto estelar (Saoirse Ronan, Emma Watson, Florence Pugh, Meryl Streep, Laura Dern, Timothée Chalamet, Eliza Scanlen) y una música de Alexandre Desplat para volver a explicar la historia de la familia March. Y, sin ningún tipo de objeción, su readaptación es positiva porque decide relatar el argumento mediante flashbacks, combinando actualidad con pasado, provocando una montaña rusa de emociones para que el espectador vuelva a disfrutar del clásico de Alcott. 

Todo en el film funciona. La música de Desplat es estupenda e idónea a cada situación, con unas melodías elegantes y emotivas, que ayudan a que el público empatice con los personajes. Gerwig demuestra que sabe dirigir y explicar una historia ya conocida, dando su toque personal, que no feminista, para que temas como el paso del tiempo, el final de la infancia, la madurez, la familia, el amor, la empatía con los demás y la condición de la mujer se vean reflejados en el argumento. En esta última cuestión, la directora no hace de la mala situación de las mujeres en el siglo XIX una reivindicación sino que lo expone sutilmente, sin convertirse en algo propagandístico. En mi opinión, ese es uno de los mejores logros de la película.

Por lo tanto, la Mujercitas de Greta Gerwig hay que verla porque es fresca, emotiva, sincera, divertida, entretenida y un homenaje magnífico a May Alcott y a la literatura, sobre todo en los instantes finales. ‘Cine de tacitas’ en mayúsculas, una adaptación excelente y un producto final más que satisfactorio.

Lo bueno: la melodía de Desplat, la naturalidad de Ronan y la cantidad de emociones que transmite.
Lo malo: nada. Hay que verla con el corazón abierto.

Nota: 9/10

Star Wars: Los Últimos Jedi

¿Una genialidad o una porquería? La última cinta de la saga Star Wars ha divido a los fans con un espectro amplio de distintas opiniones. Es la continuación directa de ‘El despertar de la Fuerza’, pero esta vez la dirección está a cargo de Rian Johnson (‘Looper’) y no JJ Abrams (que volverá para dirigir el Episodio IX) y realmente se nota este cambio ya que no podría ser más distinta a su predecesora.

‘Los Últimos Jedi’ nos presenta una historia muy atrevida y diferente a las otras entregas, pero sin faltar homenajes a los momentos clásicos de la trilogía original. En el argumento del filme hay dos tramas separadas. Una que continúa la historia de la heroína y protagonista de la nueva trilogía Rey (Daisy Ridley) entrenándose con Luke Skywalker (Mark Hamill vuelve para interpretar a su personaje más icónico en una actuación más acertada y madura) para enfrentarse al villano Kylo Ren (Adam Driver). La otra trama que involucra a Finn (John Boyega) y a Rose (Kelly Marie Tran) es bastante menos interesante, alarga el filme de una manera innecesaria y al final del filme no aporta nada para el desarrollo del clímax final.

En definitiva, el Episodio VIII es una película competentemente dirigida con una buena banda sonora, efectos especiales fantásticos y escenas muy emocionantes (sobre todo para los fans) pero aún así resulta decepcionante por el hecho de que esta nueva trilogía parece otro producto más de Disney y no una obra de un autor (como la trilogía original de Lucas). Johnson y Abrams trabajaron completamente separados en sus respectivos filmes y no hubo una puesta en común hacia dónde se dirigía la historia de la saga y eso repercute en una narrativa inconsistente y un futuro más borroso para el siguiente capítulo.

Lo bueno: escenas con Rey y Kylo Ren, y la actuación de Mark Hamill.

Lo peor: el humor de Disney y la falta de visión para el futuro de la saga.

Nota: 6,5/10

Escrita por Fernando

Distribuida por Walt Disney Spain
Estreno en 414 cines

Wilson

La ‘comedieta’ de Woody Harrelson. Uno de los actores más de moda se pone en el papel de un señor que, tras la muerte de su padre inicia la búsqueda de su exmujer y, seguidamente, la de su hija adolescente que fue dada en adopción.

La historia es sencilla, simpática y sin muchas pretensiones con una muy buena actuación de Harrelson. Tiene instantes de crítica social, otros de risa y comedia absurda y otros de tristeza, pero no se posiciona en ningún terreno por lo que su mezcla de sensaciones descafeinadas no aportan nada más que una simple película de comedia.

Una buena opción para ver un domingo por la tarde sin ganas de hacer nada en particular y poder desconectar de nuestras vidas aunque al film le cuesta lograrlo.

Lo bueno: Woody Harrelson y sus frases.

Lo malo: se olvidará fácilmente.

Nota: 6/10

Sigue leyendo