Verano del 84

‘Verano del 84’ es un divertido film de terror que sustituye el concepto de vecino vampiro por el de vecino asesino en serie.

5250445.jpg-r_1280_720-f_jpg-q_x-xxyxxTítulo original: Summer of 84
Dirección: Anouk Whissell, François Simard, Yoann-Karl Whissell
Guion: Matt Leslie, Stephen J. Smith
Fotografía: Jean-Philippe Bernier
Música: Le Matos
Reparto: Graham Verchere, Judah Lewis, Caleb Emery, Cory Gruter-Andrew, Tiera Skovbye, Rich Sommer.
Fecha de estreno: 01/02/2019
País: Canadá. Duración: 105′. Género: Thriller, Terror, Aventura.
Distribución: A Contracorriente Films. Cines: ?. Trailer

Sinopsis: historia ambientada en el verano de 1984 cuando un teórico de las conspiraciones sospecha que su vecino podría ser el asesino en serie que sale en las noticias. Él y sus tres amigos iniciarán una investigación muy peligrosa mientras montan en bici, utilizan walkie-talkies y se meten en líos.

Para desarrollar esta historia, los directores de la nostálgica ‘Turbo Kid’ toman como principal referencia la premisa de Noche de Miedo (1985, Tom Holland) para hacer un divertido film de terror que sustituye el concepto de vecino vampiro por el de vecino asesino en serie. Además de las numerosas influencias que caracterizan a las películas de este tipo (que voy a evitar mencionar para no entrar en un bucle tedioso de clichés), la obra consigue existir por su propia cuenta manteniendo el suspense hasta su espeluznante y grandioso final. Desenlace muy atípico, cosa que es de mucho agradecer.

El mayor problema al que la cinta se enfrenta es a su pobre y escaso desarrollo de los personajes que reside, principalmente, en el grupo de chavales protagonistas. Este factor le resta vida al conjunto, generando algunas situaciones un tanto vacías. No obstante, en general, nos encontramos ante una película entretenida, bastante disfrutable, y con un cierre meritorio que culmina de forma brillante.

Lo bueno: la historia, el cariño con la que está rodada y su final.
Lo malo: el inexistente desarrollo de los personajes.

Nota: 8/10

Escrita por Fer Zaragoza.

Anuncios

Los Demonios

Inquietudes de la infancia. El director canadiense Philippe Lesage nos trae su primera película sobre las inquietudes y miedos de un niño que, poco a poco, va entrando en la adolescencia y va aprendiendo como es el mundo de su alrededor.

Édouard Tremblay-Grenier es el encargado de encarnar el personaje de Félix y lo hace de manera creíble y sin decaer ya que consigue hacer creer al público todos sus pensamientos y reflexiones mediante sus miradas y actos. En él encontramos la imagen del niño con problemas en casa por culpa de sus padres con unos vecinos peligrosos y unos secuestros en la ciudad que, todo junto, le provocan preocupación y desconfianza, pero a la vez curiosidad e interés.

No obstante, es un film lento que va entrando poco a poco y puede dejar frío al público, pero no deja de ser una película intimista, reflexiva, bien explicada e interesante.

Lo bueno: las reflexiones que provocan en el espectador.

Lo malo: algunas escenas están metidas para aumentar los minutos.

Nota: 6’5/10

Sigue leyendo