Jackie

jackieAhora la protagonista es Mrs. Kennedy. Mucho sabemos de la vida del presidente Kennedy, pero, esta vez, el director chileno Pablo Larraín lleva a la gran pantalla la historia de su mujer, Jacqueline Kennedy. No obstante, no quiere explicar su vida sino cómo reaccionó y pasó las posteriores horas del asesinato de su marido.

La película es fúnebre desde el principio con una banda sonora monótona y melodías lúgubres para adentrar al espectador dentro del alma de Jackie. Seguidamente, la historia se desarrolla mediante una entrevista de un periodista que le hace a la primera dama creando unos momentos de tensión y buenos diálogos entre ambos. Además, Natalie Portman consigue interpretar a la perfección a Jaqueline haciendo que uno deje de ver a Portman y vea a la protagonista de la película.

Tiene aspectos hacen que conectemos con la historia, pero su error está en provocar interés. Personalmente, no me interesó en ningún momento la historia que cuenta el director con su particular estilo de explicar los biopics -visto ya en ‘Neruda’-. Si es cierto que tiene puntos positivos a tener en cuenta -poner imágenes y vídeos originales de ese momento, la puesta en escena, su diálogo-, pero no me creó la inquietud de saber más sobre Mrs. Kennedy ni conecté con la película porque no me transmitió ninguna emoción ni reacción. Y no solo eso sino que se hace pesada y inaguantable.

De este modo, el estilo de Pablo Larraín sigue sin gustarme, pero debo reconocer que con este film da un paso adelante en su filmografía pese a que a mi no me conquistó del todo.

Lo bueno: Natalie Portman.

Lo malo: no logra ser interesante y su lentitud.

Nota: 6/10

Sigue leyendo

El Caso Fischer

el caso fischerEl ajedrecista Fischer. Edward Zwick, director de grandes películas, vuelve dirigiendo una película sobre la vida de Bobby Fischer, el mejor ajedrecista del mundo y su partida contra Boris Spassky durante la Guerra Fría.

El filme empieza contando la vida del personaje interpretado excelentemente por Tobey Maguire que, en ocasiones, nos impacta. Con cuatro pinceladas ya te ha explicado su infancia y nos sumergimos en su vida y su evolución como jugador. De fondo tenemos el conflicto de la Guerra Fría que, a medida que avanza nos enseña imágenes y vídeos de momentos claves por lo que no olvida la tensión del momento pese que esta tensión no se propaga al espectador.

La película se centra en explicar su historia de principio a fin y, excepto algunos momentos críticos e intrigantes, no encontraréis nada que no habéis visto en otro biopic. Una virtud de la cinta es que hace interesante el ajedrez, un juego que para muchos es aburrido y, sin embargo, terminas la película queriendo jugar. Personalmente, me ha faltado que como biopic se insertase más emocionalmente dentro mio y me mostrara los movimientos de las piezas.

No es una película biográfica excelente, pero está muy bien interpretada -todo el peso para Tobey Maguire- y tiene elementos a destacar. No es el rey ni la reina, pero si un alfil.

Nota: 7/10