• Madre!

    La droga más hipnotizante de Aronofsky. El director de obras como “Réquiem for a dream”, “Cisne Negro” o “Noé” vuelve al cine para presentarnos una historia perturbadora de la que es mejor no explicar mucho porque el factor sorpresa es esencial. Eso sí, personalmente, su película más inquietante. La película está protagonizada magistralmente por Jennifer Lawrence quien nos mete en su cerebro para estresarnos y enloquecernos en las peripecias provocadas por su marido -Javier Bardem-. Gracias a una cámara asfixiante, un guión ideal y una ambientación macabra en medio de una historia hipnotizante y original, el espectador sentado en su butaca experimenta emociones y sensaciones extrañas para averiguar qué está…

  • Cisne Negro

    El ballet según Aronofsky. El director de grandes obras como ‘Réquiem for a dream’ estrenó esta película en 2010 para contar una historia sobre el ballet, el sufrimiento que supone, la rivalidad que provoca y la locura que puede comportar. Perfectamente filmada con una fotografía hábil y una interpretación excelente de Natalie Portman -que no cambia de cara en ningún momento-, esta película transmite sensaciones de desesperación, nervios, intranquilidad, sufrimiento y, en pocas palabras, te abduce de tal manera que parece que estés bailando tu mismo. Además, tengo que reconocer que me engañó por completo. El filme va dejando caer motivos por los cuales piensas que te sorprenderá con un giro…